Seleccionar página

Al volante del Volvo XC60 D3 2019

por | 18 Abr, 2019 | 0 Comentarios

Al volante del Volvo XC60 D3 2019
Las categorías premium están plagadas de modelos de todo tipo: deportivos, berlinas lujosas, descapotables e incluso SUV. Estos últimos acaparan gran parte de las ventas en todo el mundo y en Suecia no han perdido la oportunidad de renovar su SUV de talla media y continuar con su éxito. Esta semana, en el #GarajeSuperMotorOnline nos acompaña el Volvo XC60. ¿nos acompañas?
En 2008 irrumpió de manera rompedora durante el Salón del Automóvil de Ginebra, utilizando la plataforma del Volvo V70 o el Ford S-Max (entre otros) la marca sueca apostó por un SUV de formas suaves y elegantes y equipado con todo tipo de potencias tanto gasolina como diésel para hacer frente a sus rivales directos, el X3 de BMW y el Q5 de Audi. Ahora, 11 años después, reaparece con un aspecto más contundente y musculado siguiendo las nuevas directrices de diseño de Volvo.
Al volante del Volvo XC60 D3 2019

Impresiones del Interior

Sentarse en cualquier plaza de un Volvo es sinónimo de comodidad y tratándose de un SUV, hasta su acceso resulta tarea sencilla. Su habitáculo desprende calidad y buen gusto aunque sus blancos tonos parecen no recibir tan gustosamente a niños o mascotas, da pudor plantar nuestras huellas en su tapicería, que nos recuerda con orgullo la procedencia del coche con una banderita sueca. El diseño del salpicadero se centra, como en el resto de la gama, en la gran pantalla central de 12,3 pulgadas de diseño vertical, sus enormes aireadores centrales la flanquean y nos hacen olvidar los escasos botones presentes. Casi todo se maneja a través de la pantalla, incluso las funciones del climatizador, le pese a quien le pese. El cuadro de instrumentos cuenta con una pantalla enorme y digital donde una gráfica de lo más convencional y elegante nos mostrará todos los parámetros de viaje, información multimedia o de navegación. Lo más convencional del interior puede ser el volante, con un diseño serio y una botonería sencilla y funcional. Sus envolventes asientos acabados en piel y con función de climatización dan la talla en un habitáculo creado con gusto y calidad. La calidad percibida es muy alta, los materiales utilizados en el 80% son blandos o nobles y con muy buen ajuste.

Comportamiento dinámico

La unidad de prueba montaba el D3, es decir, el motor diésel 2.0 de cuatro cilindros y con una potencia de 150 cv asociado a una caja manual de seis velocidades. Su comportamiento es adecuado pese a no ofrecer una potencia destacable, su motor con turbo nos permiten realizar aceleraciones decentes gracias al par otorgado. La rumorosidad es algo elevada en el habitáculo y es de extrañar en un vehículo de sus características ya que se suele tener verdadero cuidado para que el viaje sea placentero. La calidad de rodadura es más que correcta, pese a equipar, en el caso de la unidad de prueba, unas bonitas llantas de aleación de 10 radios con 19 pulgadas opcionales, el perfil de neumático aún sigue siendo suficiente para evitar la transmisión de irregularidades del firme. El equipo de frenado actúa con solvencia y en un uso cotidiano cumplen con nota y no sufren fatiga alguna. La suspensión aporta un buen dinamismo y se siente cómoda y blanda, por lo que para trayectos por autovía es sensacional, no tanto para sortear obstáculos o exigirle en un tramo de curvas, donde el conjunto mostrará su lado más blando. Podremos ajustar el comportamiento dinámico del coche mediante el selector de modo de conducción en el que podremos optar entre diferentes opciones desde la más dinámica hasta el aventurero “off-road”.

Equipamiento y Acabados

El acabado de la unidad de prueba es Inscription, el más alto de la gama y cuenta con asistente de mantenimiento en carril, aviso de colisión frontal con auto frenado, ayuda de arranque en pendiente, control de descenso, reconocimiento de señales, asientos delanteros eléctricos, modos de conducción, climatizador bi-zona, sensores de parking, iluminación Full LED, control de crucero adaptativo, conducción semi-autónoma y sensor de lluvia y luces, entre otros.

Su sistema de sonido es excepcional con una calidad y un ajuste únicos

Los acabados son extremadamente buenos, con una combinación de cuero, goma blanda, aluminio y madera que te hacen sentir como en casa, ¡y no en cualquier casa!

Al volante del Volvo XC60 D3 2019
  • Diseño
  • Calidad de materiales
  • Confort de marcha
  • Tecnología
  • Rumorosidad del motor
  • Motor algo justo
Al volante del Volvo XC60 D3 2019

Nuestra valoración

  • 80% 80%
  • Espacio Interior 75% 75%
  • Acabados interiores 90% 90%
  • Motorización 75% 75%
  • Consumos 75% 75%
  • Puesto de conducción 80% 80%

Veredicto Final

El Volvo XC60 ha dado un paso necesario, su renovación ha sido todo un acierto conservando la esencia de la primera generación y añadiendo el toque de diseño actual de la marca.

Ha ganado presencia y calidad, y el público más exigente y selecto puede optar por el modelo sueco. El acabado Inscription es el más caro, pero cuenta con un equipamiento de serie más que sobrado, no echamos en falta nada y eso vale un dinero.

Por último, el motor 2.0 de 150 caballos se nos puede quedar corto pero sin duda puede ser una gran opción para movernos por ciudad y para trayectos largos ya que es el que menos necesitará ir a repostar. El SUV mediano de la marca sueca se adapta a los tiempos que corren sin perder el espíritu Volvo, seguridad, clase y eficiencia.

Al volante del Volvo XC60 D3 2019

Volvo XC60 D3 2019

Galería de imágenes

Instagram Web

 

Sobre el Autor