Seleccionar página

El nuevo Mercedes-AMG CLA 45 4MATIC Shooting Brake 2019

El nuevo Mercedes-AMG CLA 45 4MATIC Shooting Brake 2019

Jul 22, 2019 | Mundo Mercedes-Benz, Últimos Lanzamientos | 0 Comentarios

Un atleta modelo preparado para todo

Sugestivos, dinámicos e individuales. Mercedes-AMG presenta dos nuevos automóviles compactos y potentes que conjugan máximas prestaciones con un carácter deportivo y máxima funcionalidad, el CLA 45 4MATIC+ Shooting Brake y el CLA 45 S 4MATIC+ Shooting Brake (consumo de combustible en el ciclo mixto 8,4-8,2 l/100 km; emisiones de CO2 en el ciclo mixto 191-188 g/km)[1]. El motor sobrealimentado de cuatro cilindros y 2,0 litros es más potente que nunca, y es capaz de desarrollar 285 kW (387 CV) o 310 kW (421 CV). La combinación de prestaciones extremadamente deportivas (entre ellas, una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,1/4,0 segundos) y un habitáculo variable con gran capacidad para transportar equipaje se dirige a un grupo objetivo joven con un estilo de vida activo y versátil, tanto en su vida profesional como en su tiempo libre.

Mercedes-AMG renueva continuamente y a un ritmo acelerado su cartera de modelos. «El nuevo CLA 45 Shooting Brake es ya el tercer modelo de nuestro elenco de turismos compactos de altas prestaciones de nuevo desarrollo y acredita nuestra voluntad de ofrecer vehículos a la medida de las expectativas de cada uno de nuestros clientes. El dinamismo de conducción y el cariz deportivo de este vehículo alcanzan un nivel inimaginable hasta hace muy poco tiempo en la categoría compacta. Además, nuestro Shooting Brake se distingue por una gran utilidad, de la que hace gala con rasgos dinámicos expresivos y un estilo especialmente moderno», explica Tobias Moers, Presidente del Comité de Dirección de Mercedes-AMG GmbH.

Una novedad que contribuye esencialmente a brindar una vivencia de conducción incomparable es la tracción integral activa completamente variable AMG Performance 4MATIC+. Por primera vez, este sistema distribuye la fuerza de forma variable entre las dos ruedas del eje trasero por medio de AMG TORQUE CONTROL. Esto significa que la fuerza de propulsión derivada al eje trasero se reparte con máxima flexibilidad entre la rueda derecha y la rueda izquierda en función de la situación de conducción. El resultado es un agarre impecable al suelo, con independencia de las condiciones de la calzada y del curso de la ruta. A esto se añade el espectacular «Drift-Mode» (de serie en el modelo S, incluido en el modelo básico en combinación con el paquete AMG DYNAMIC PLUS opcional), que aumenta una vez más el placer de conducción. Esto es posible gracias a un engranaje de nuevo desarrollo en el eje trasero, equipado por primera vez con dos embragues de discos que se abren y se cierran en fracciones de segundo para establecer el flujo de fuerza para cada rueda trasera

Diseño exterior atlético y musculoso

No menos atractivo y especialmente sugestivo es el diseño exterior del nuevo CLA 45 Shooting Brake. El capó largo y tendido, el habitáculo bajo con línea de las ventanillas con aire de coupé, los musculosos hombros por encima de los pasarruedas y la zaga baja revelan con claridad sus genes de vehículo deportivo. La calandra del radiador específica de AMG con sus lamas verticales permite identificar al Shooting Brake como miembro de la familia de vehículos de altas prestaciones de AMG. Al mismo tiempo, el acusado «morro de tiburón», los faros estrechos delineados con nitidez y el capó bajo con resaltes longitudinales reducen ópticamente la altura del frontal, mejorando sus propiedades aerodinámicas.

También contribuyen a generar una presencia imponente los guardabarros delanteros más anchos, con pasarruedas prominentes. Estos elementos crean el espacio necesario para alojar el eje delantero más ancho, y acentúan la presencia atlética del automóvil. Las tomas de aire exteriores en forma de tobera muestran su estrecho parentesco con el AMG GT Coupé de 4 puertas. El splitter frontal se prolonga sin solución de continuidad en las Aircurtains laterales, situadas por delante de las ruedas delanteras, que optimizan el caudal de aire y mejoran las propiedades aerodinámicas y el coeficiente cx del automóvil.

En la vista trasera destacan los dos embellecedores redondos en la salida doble de escape (de 82 mm de diámetro) y el faldón trasero más ancho. Los modelos S se distinguen por los embellecedores de la salida de escape de mayor tamaño, con 90 mm de diámetro, estriados en el interior y adornados por un distintivo AMG. Las luces traseras estrechas y divididas acentúan la anchura de la vista trasera. Un elemento que mejora las prestaciones aerodinámicas es el difusor con cuatro perfiles verticales. El punto final es el perfil aerodinámico del color del vehículo sobre el spoiler del techo.

La abertura de carga tiene 871 mm de anchura. Por tanto, es bastante más amplia que en el modelo anterior (635 mm). Además, EASY-PACK y HANDS-FREE ACCESS hacen posible abrir el portón sin necesidad de tocarlo. El volumen del maletero, de 505 litros, es suficientemente grande para transportar los equipos necesarios para las actividades de tiempo libre y en la naturaleza.

Carrocería bruta con numerosas medidas de refuerzo

Al igual que sucede en el coupé, el equipo de desarrollo de AMG ha reforzado considerablemente la carrocería en bruto, pues este componente es la base para un comportamiento direccional preciso y una elevada estabilidad de la convergencia y la caída de los elementos del tren de rodaje, incluso bajo condiciones deportivas extremas. Una plancha de construcción ligera de aluminio atornillada bajo el motor —la llamada «placa de empuje»— aumenta la rigidez a la torsión de la sección delantera del automóvil. A esto se añaden una barra de torretas entre los dos montantes telescópicos delanteros y «Shotguns», chapas de refuerzo adicionales en forma de pistola que enlazan los largueros con los montantes A para reducir a un mínimo los movimientos de la sección delantera. Tirantes diagonales delante y detrás en los bajos del vehículo aumentan igualmente la rigidez.

Nuevo motor sobrealimentado de cuatro cilindros con máxima potencia

El propulsor de 2,0 litros de nuevo desarrollo de Mercedes-AMG es el grupo sobrealimentado de cuatro cilindros más potente fabricado actualmente en el mundo para grandes series, con una potencia de hasta 310 kW (421 CV). Mercedes-AMG supera así la cota del antecesor en 30 kW (40 CV). También ha aumentado el par máximo, de 475 a un máximo de 500 Nm. El nuevo motor de alta eficiencia se fabrica en Affalterbach en una innovadora línea de producción, siguiendo el principio «One Man, One Engine».

La mecánica de cuatro cilindros es la clave del ímpetu y la agilidad del vehículo, y está disponible en dos niveles de potencia, con 310 kW (421 CV) en el modelo S y con 285 kW (387 CV) en la versión básica. Los nuevos deportivos compactos completan el sprint de 0 a 100 km/h en un tiempo récord. Al CLA 45 S 4MATIC+ Shooting Brake le bastan 4,0 segundos, mientras que el modelo básico CLA 45 4MATIC+ Shooting Brake completa la misma prueba en 4,1 segundos. La velocidad máxima está limitada en el modelo básico a 250 km/h, mientras que el modelo S sale de fábrica preparado para alcanzar una cota de 270 km/h. En combinación con el paquete AMG Driver opcional, la versión básica alcanza asimismo una velocidad de 270 km/h.

Junto a las cifras de potencia, el nuevo grupo destaca también por su respuesta espontánea. Para ello se ha armonizado con precisión la curva de par del motor («Torque shaping»). El valor punta de 500 Nm (480 Nm en la versión básica) está disponible en un margen de 5.000-5.250 rpm (4.750-5.000 rpm en la versión básica). Gracias a este dimensionamiento, los ingenieros de AMG han logrado un despliegue de potencia similar al de un motor atmosférico.

Diseño del motor con detalles inteligentes

El nuevo motor se distingue por un largo elenco de detalles constructivos inteligentes. En comparación con el grupo de cuatro cilindros que se monta en los modelos 35, asimismo en posición transversal, se ha girado la posición de montaje del nuevo motor en 180 grados en torno a su eje vertical. Esto significa que el turbocompresor y el colector de escape se encuentran detrás del motor, mirando en el sentido de la marcha, junto a la chapa que separa el compartimento del motor del habitáculo. Esta disposición permite configurar un diseño frontal especialmente plano, lo que conlleva ventajas aerodinámicas. Además, gracias a ella se logra mejorar claramente la conducción del aire, con vías más cortas y menos cambios de dirección, tanto en el lado de admisión como en el lado de escape.

El nuevo turbocompresor con sistema de doble entrada conjuga una respuesta ideal a bajas revoluciones con un gran aumento de la potencia en el margen superior de revoluciones. El árbol que soporta el rodete del compresor y la rueda de turbina se apoya por primera vez sobre rodamientos, con lo que disminuye a un mínimo la fricción mecánica en el interior del turbocompresor. De ese modo, el sobrealimentador responde con mayor espontaneidad y gira a mayor velocidad, alcanzando un régimen máximo de hasta 169.000 rpm.

Regulación electrónica de la presión de sobrealimentación

Una presión de sobrealimentación máxima de 2,1 bares coloca al motor de cuatro cilindros con turbocompresor y 2,0 litros de cilindrada a la cabeza de su segmento, también en este apartado. La válvula wastegate con control electrónico (válvula de sobrepresión de gases de escape) permite regular la presión de sobrealimentación con mayor precisión y flexibilidad y optimizar así la respuesta del motor, en especial la aceleración desde la gama de carga parcial. Para esta tarea se tienen en cuenta numerosos parámetros.

Para la refrigeración del turbocompresor se utiliza aceite, agua y también aire del exterior. La calandra del radiador conduce con precisión el aire al turbocompresor pasando por encima de la cubierta del motor, configurada como elemento deflector, y a través de canales situados por debajo del capó. Además, la carcasa de la rueda de turbina cuenta con un aislamiento integral.

Válvulas de escape de mayores dimensiones para agilizar los ciclos de admisión y escape

En la culata se ha modificado la posición de los inyectores y las bujías, que asumen ahora además una disposición ligeramente inclinada. De ese modo es posible utilizar válvulas de escape considerablemente mayores que en el motor precedente. La mayor sección de salida hace posible que los gases de escape puedan abandonar la cámara de combustión con bajas pérdidas.

Dos árboles de levas en cabeza controlan las 16 válvulas por medio de balancines de rodillos de peso optimizado. El ajuste de los árboles de levas en el lado de admisión y en el lado de escape permite una respuesta ideal del motor y optimiza los ciclos de admisión y de escape en cada punto de operación del motor. A esto se suma el mando variable de las válvulas CAMTRONIC en el lado de escape, con dos levas por válvula. Las levas obedecen a distintos diseños geométricos. De ese modo, las válvulas de escape pueden permanecer abiertas más o menos tiempo en función del reglaje de las levas según la situación de conducción. Con ello mejora la respuesta del motor a bajas revoluciones, se asegura una conducción confortable y con bajo consumo en la gama media de número de revoluciones y se obtiene el desarrollo pleno de la potencia en la gama alta de régimen.

Inyección de gasolina en dos etapas para optimizar la potencia

El nuevo motor de altas prestaciones con cuatro cilindros trabaja por primera vez con inyección de gasolina en dos etapas. En la primera etapa se utilizan elementos de inyección piezoeléctricos, rápidos y precisos, que inyectan el combustible directamente en las cámaras de combustión con una presión de hasta 200 bares. Esta inyección se repite en parte varias veces y se regula si es necesario por medio de la unidad de control del motor. En la segunda etapa se recurre a la inyección en el colector de admisión por medio de válvulas electromagnéticas. Esta inyección resulta necesaria para poder alcanzar la elevada potencia específica del motor. El sistema de alimentación de combustible con regulación electrónica trabaja con una presión de 6,7 bares.

Sofisticado sistema de refrigeración para el motor, el turbocompresor y el aire de sobrealimentación

La elevada potencia del motor requiere un sofisticado sistema de refrigeración. Está dimensionado de modo que permite refrigerar la culata y el bloque motor a niveles diferentes de temperatura. Esta innovadora medida permite mantener baja la temperatura en la culata, optimizando la potencia gracias a un punto de encendido eficiente, y aumentar al mismo tiempo la temperatura del bloque motor para reducir la fricción mecánica en el interior del propulsor.

La refrigeración de la culata se lleva a cabo mediante una bomba de agua mecánica; para la refrigeración del bloque motor se monta una segunda bomba de agua de alto rendimiento con accionamiento eléctrico. Al arrancar el motor en frío, esta bomba permanece desactivada hasta que el motor ha alcanzado la temperatura de servicio. Durante el funcionamiento normal, la unidad de control del motor regula la bomba para asegurar una refrigeración adecuada del bloque motor en función de la situación.

El motor dispone asimismo de una gestión de la temperatura del aceite, que controla el calentamiento y regula con flexibilidad la temperatura del aceite del motor. De ese modo, el motor alcanza con mayor rapidez su temperatura de servicio, con lo que disminuyen la fricción y el desgaste. Esto va unido a ventajas ecológicas, pues también disminuyen el consumo de combustible y las emisiones durante el arranque en frío.

El paquete tecnológico del nuevo motor de cuatro cilindros de AMG incluye asimismo otras funciones, como la gestión del generador, la función de parada y arranque ECO con arranque rápido, la función de planeo y el filtro de partículas para motores de gasolina.

Fabricación digital e inteligente en régimen artesanal según el principio «One man, one engine»

El nuevo motor se monta completamente a mano. En la planta artesanal de motores de AMG en la sede de Affalterbach se ha instalado para ello una línea de fabricación basada en un concepto completamente nuevo. Mercedes-AMG combina aquí el principio «One Man, One Engine» con los métodos de Industria 4.0 de forma especialmente innovadora, teniendo en cuenta los conocimientos más recientes de ergonomía, de flujo de material, de aseguramiento de calidad, de sostenibilidad y de eficiencia. Dentro del marco de la implementación de Industria 4.0, el área de producción de AMG persigue asimismo la visión de una producción inteligente. Esta visión se distingue por una máxima flexibilidad, transparencia y eficiencia. La nueva producción incrementa la calidad de los motores y de los procesos de producción con tecnologías innovadoras y digitales.

Cambio ágil de doble embrague AMG SPEEDSHIFT DCT 8G

Otro componente que contribuye al carácter ágil y dinámico del vehículo es el nuevo cambio de doble embrague AMG SPEEDSHIFT DCT 8G con ocho marchas. La escala de desmultiplicación de las marchas está dimensionada de manera que el conductor experimenta una respuesta muy espontánea al acelerar en cualquier margen de velocidad, en combinación con cambios rápidos de relación y transiciones óptimas al acoplar una marcha superior. En función del programa de conducción AMG DYNAMIC SELECT seleccionado se adapta de forma específica la propulsión y se activan líneas características diferentes para el acelerador y el cambio.

La función RACE-START incluida de serie permite experimentar la máxima aceleración viable a vehículo parado y asegura una vivencia de conducción altamente emotiva. Esto mismo puede decirse de la sonoridad del equipo de propulsión, con interrupción parcial del encendido al acoplar una marcha superior y función automática de doble embrague al reducir. Otro aspecto de gran relevancia en el desarrollo ha sido la eficiencia. En el programa de conducción «Comfort» está activa la función de parada y arranque ECO; la función de «planeo» puede seleccionarse en el programa de conducción «Individual».

Tracción integral AMG Performance 4MATIC+ con AMG TORQUE CONTROL

Uno de los equipos que contribuyen de forma decisiva a la experiencia dinámica de conducción, que alcanza dimensiones desconocidas hasta ahora, es la tracción integral completamente variable incorporada de serie. Su secreto se llama AMG TORQUE CONTROL, y forma parte del nuevo engranaje del eje trasero. En él se han combinado dos embragues de discos con regulación electrónica, unidos a los dos semiejes del eje trasero. De ese modo es posible distribuir de forma variable y progresiva la fuerza de propulsión, tanto entre el eje delantero y el eje trasero como entre las dos ruedas del eje trasero, a la izquierda y a la derecha. Es decir, la fuerza de propulsión se conduce de forma independiente a cada una de las ruedas traseras, en función del programa de conducción seleccionado y de la situación de conducción.

Esto se traduce en una tracción siempre ideal, incluso al conducir sobre carreteras en malas condiciones y al tomar curvas en condiciones extremas; por ejemplo, en un circuito de carreras. Además, esta sofisticada estructura permite activar el llamado «Drift Mode» (de serie en los modelos S, para los modelos básicos forma parte del paquete opcional AMG DYNAMIC PLUS) que hace posible un sobreviraje controlado («Powerslide») para disfrutar de maniobras especialmente dinámicas. El «Drift Mode» puede activarse mediante las levas de cambio del volante en el programa de conducción «RACE» siempre que se haya desactivado el ESP® y se haya seleccionado el modo manual en el cambio.

Regulación electromecánica con reacciones rápidas

La regulación del par de propulsión con distribución entre el eje delantero y el eje trasero, así como entre las dos ruedas traseras, se lleva a cabo de forma electromecánica. Los parámetros determinantes para regular la distribución de par no son solo la velocidad de marcha, la aceleración transversal y longitudinal y el ángulo de orientación de las ruedas delanteras, sino también la diferencia de número de revoluciones entre las distintas ruedas, la marcha acoplada y la posición del pedal acelerador.

En comparación con un sistema electrohidráulico, la regulación electromecánica presenta importantes ventajas a la hora de optimizar el dinamismo del vehículo. Esto se debe, en primer lugar, al accionamiento de las lamas en el margen completo de ajuste, mucho más rápido e independiente del número de revoluciones.

En la regulación de la tracción integral se tiene en cuenta el programa de conducción, así como el ajuste de AMG DYNAMICS. En los ajustes «Basic» y «Advanced», el sistema 4MATIC opera en el modo «Comfort». En los ajustes «Pro» y «Master» (de serie en el modelo S, incluidos en el paquete opcional AMG DYNAMIC PLUS para el modelo básico), el sistema 4MATIC conmuta al modo «Sport» para una maniobrabilidad más ágil, desplazando hacia arriba del margen crítico de la conducción.

Componentes específicos para un comportamiento de marcha altamente dinámico

El nuevo tren de rodaje AMG con elementos específicos de suspensión y nuevos amortiguadores variables en función de la frecuencia crea la base necesaria para conseguir una gran estabilidad direccional y un alto dinamismo al trazar curvas, con reducción activa del balanceo. Al mismo tiempo ha aumentado el confort en comparación con el modelo antecesor. El dinamismo longitudinal y el dinamismo transversal están perfectamente armonizados entre sí. Se han adaptado y perfeccionado profundamente todos los componentes de guiado de las ruedas con el fin de asegurar la máxima aceleración transversal, combinada con un dominio seguro en el margen límite.

En el eje delantero se monta un eje McPherson con montantes telescópicos. El guiado de cada una de las ruedas corre a cargo de un brazo transversal por debajo del centro de la rueda, un montante telescópico y una barra de acoplamiento. La geometría especial del eje reduce la influencia de la propulsión en la dirección, lo que se traduce en un elevado confort y gran agilidad al maniobrar. El nuevo brazo transversal de aluminio reduce el peso de las masas no suspendidas, lo que permite una respuesta más precisa de la suspensión. Las pinzas de freno en el eje delantero están atornilladas en sentido radial. Esta tecnología, asumida del automovilismo deportivo, aumenta la estabilidad. El portaeje delantero está integrado de forma rígida, con lo que aumenta la estabilidad de la sección delantera del automóvil.

El eje trasero de cuatro brazos se sujeta asimismo de forma rígida a la carrocería mediante un portaeje, configurando una estructura especialmente resistente a la torsión. Cada rueda trasera cuenta con tres brazos transversales y un brazo longitudinal, así como cojinetes específicos. Este diseño constructivo garantiza cotas máximas de estabilidad y agilidad.

Amortiguación adaptativa regulable AMG RIDE CONTROL con tres modos

La amortiguación adaptativa regulable AMG RIDE CONTROL disponible como opción permite al conductor elegir entre tres armonizaciones diferentes del tren de rodaje. El margen abarca desde un reglaje confortable hasta uno deportivo. Este sistema funciona de forma automática, adaptando la fuerza de amortiguación al estado de la calzada y a la situación de conducción de forma independiente para cada rueda. Esto se realiza en pocos milisegundos y de forma progresiva mediante un diagrama característico de la amortiguación especialmente amplio. Como consecuencia se incrementan tanto el confort de rodadura como la agilidad.

Sistema de frenos de alto rendimiento y gran resistencia

El sistema de frenos de alto rendimiento vela por una potente deceleración y distancias de frenado cortas. En el modelo básico, las pinzas fijas monobloque de 4 émbolos del eje delantero actúan sobre discos de 350 x 34 milímetros; en el eje trasero se trata de pinzas de garra de 1 émbolo y discos de freno de
330 x 22 milímetros. Los discos están autoventilados y perforados para disipar mejor el calor y evitar efectos de fatiga, incluso bajo condiciones extremas de conducción. Las pinzas de freno son de color gris y ostentan un distintivo AMG blanco.

El modelo S y el modelo básico equipado con el paquete AMG DYNAMIC PLUS opcional incorporan un sistema de frenos de dimensiones aún mayores, equipado con pinzas fijas de 6 émbolos y discos de 360 x 36 milímetros en el eje delantero. Las pinzas de freno de este modelo son de color rojo y lucen el distintivo AMG en color negro.

Dirección con barra cremallera específica y desmultiplicación variable

La dirección paramétrica deportiva de accionamiento electromecánico, con asistencia variable en función de la velocidad, favorece una conducción deportiva con una respuesta directa al volante. El engranaje incorpora una barra cremallera especial con desmultiplicación variable y dos curvas características. En función del programa de conducción seleccionado por el conductor, la dirección resulta más dura y deportiva o especialmente confortable. El apoyo rígido en el soporte integral permite acoplar mejor la dirección a la carrocería, con lo que aumenta la precisión direccional.

Amplio margen para personalizar el carácter del vehículo

Los seis programas de conducción de AMG DYNAMIC SELECT —«Calzada resbaladiza», «Comfort», «Sport», «Sport +», «Individual» y «RACE» (de serie en el modelo S, incluido en el paquete AMG DYNAMIC PLUS opcional en el modelo básico)— brindan mayores posibilidades a la hora de personalizar la característica del vehículo, entre confortable y dinámica. Con este reglaje se modifican numerosos parámetros relevantes:

  • Propulsión: línea característica del acelerador, puntos de cambio y duración de las transiciones en los cuatro niveles Reduced, Moderate, Sport y Dynamic
  • Cambio: automático o manual
  • AMG DYNAMICS: funciones de control de agilidad como la regulación de la tracción integral, la curva característica de la dirección y las funciones adicionales del ESP® en los modos Basic, Advanced, Pro o Master (de serie en el modelo S, para el modelo básico dentro del paquete opcional AMG DYNAMIC PLUS)
  • Sistema de escape: sonoridad y característica de las funciones de sonido Balanced y Powerful
  • Tren de rodaje (en combinación con el tren de rodaje opcional AMG RIDE CONTROL), con los niveles Comfort, Sport, Sport+

Más agilidad y mayor estabilidad con AMG DYNAMICS

El nuevo CLA 45 4MATIC+ Shooting Brake dispone de AMG DYNAMICS, una función relacionada con los programas de conducción AMG DYNAMIC SELECT. Este sistema integrado de control de la agilidad amplía las funciones estabilizantes del ESP® con intervenciones en la regulación de la tracción integral, en la curva característica de la dirección y en el ESP®destinadas a agilizar el comportamiento. Al tomar curvas con dinamismo, por ejemplo, el sistema interviene brevemente en el freno de la rueda trasera del lado interior de la curva y origina así un momento de guiñada definido en torno al eje vertical que favorece un cambio de dirección espontáneo y preciso.

El margen abarca desde un enfoque extremadamente estable hasta un alto dinamismo. Al seleccionar un programa de conducción, el visualizador de medios muestra el nuevo símbolo AMG DYNAMICS junto con la denominación correspondiente.

  • «Basic» está vinculado a los programas de conducción «Calzada resbaladiza» y «Comfort». Los deportivos compactos se distinguen por un comportamiento muy estable, con gran atenuación de las fuerzas de guiñada.
  • «Advanced» se activa en el programa «Sport». Los modelos 45 conservan un balance neutro. Una menor atenuación de los movimientos de guiñada, menores correcciones del ángulo de la dirección y una mayor agilidad favorecen maniobras dinámicas como, por ejemplo, la conducción en carreteras sinuosas.
  • «Pro» (abreviatura de «Professional») forma parte del programa «Sport+». El conductor recibe en el modo «Pro» mayor asistencia en maniobras dinámicas de conducción, de modo que aumenta la agilidad y mejora la confirmación del contacto con la calzada al conducir en curvas.
  • «Master» está acoplado al programa de conducción «RACE» (de serie en el modelo S, incluido en el paquete opcional AMG DYNAMIC PLUS para el modelo básico). El modo «Master» se dirige a conductores que desean experimentar el dinamismo y el placer al volante en circuitos cerrados al público. «Master» ajusta un reglaje con tendencia ligeramente sobreviradora, con pocas correcciones en la dirección y una respuesta al volante más ágil. De esta manera, el modo «Master» es aval de máxima agilidad y permite disfrutar con plenitud del potencial dinámico del automóvil. Para poder activar el modo «Master», el conductor tiene que accionar el pulsador separado para el ESP®en la consola central y seleccionar el ESP® SPORT Handling Mode o el modo ESP® OFF.

En el programa de conducción «Individual», el conductor puede definir personalmente los niveles de AMG DYNAMICS «Basic», «Advanced», «Pro» y «Master».

Estrecha interacción entre persona y máquina 

El interior de alta calidad con equipamiento deportivo y sistema de infoentretenimiento MBUX crea una unión estrecha y personal entre el usuario y la máquina. El conductor y el acompañante ocupan asientos deportivos con un contorno acentuado, que favorecen una posición activa gracias a su elevada sujeción lateral. El tapizado de serie en combinación de símil de cuero ARTICO y microfibra DINAMICA de color negro es intemporal, e incluye algunos detalles típicos de AMG, como las costuras dobles de adorno AMG de color rojo. Los cinturones de seguridad designo de color rojo y el elemento de adorno del portainstrumentos en microfibra DINAMICA negro con ribetes de adorno rojos armonizan con este material. Otro elemento revalorizado por un anillo rojo son los difusores de ventilación cromados. Como alternativa puede elegirse un tapizado en símil de cuero ARTICO gris neva/negro con costura doble de adorno gris medio y elemento de adorno de aluminio claro con rectificado longitudinal.

Detalles en color amarillo acentúan el carácter de bólido de competición

Una serie de detalles en color amarillo en todo el habitáculo del modelo S subraya el cariz deportivo de los modelos de mayor potencia. En ellos se monta de serie el volante AMG Performance en napa/microfibra DINAMICA con costura de adorno en color de contraste amarillo, marca de color amarillo en la posición 12 h, teclas AMG en el volante y logotipo AMG. También es de serie la iluminación de ambiente.

La consola central en negro de alto brillo con panel táctil de serie incluye en todos los modelos un elemento de mando adicional con interruptores para manejar el ESP® de 3 niveles, el modo manual del cambio, la amortiguación adaptativa regulable opcional AMG RIDE CONTROL y el sistema de escape opcional AMG Performance. En combinación con el paquete de tapizado de cuero opcional se añade un reborde de la consola en cromo plateado.

Sistema de infoentretenimiento MBUX con visualizadores específicos de AMG

La combinación de diseño deportivo y detalles sofisticados se refleja también en el sistema de infoentretenimiento MBUX con su innovador concepto de manejo y visualizado. MBUX crea un vínculo emocional aún más acusado entre el vehículo, el conductor y los ocupantes. Una visualización sugestiva facilita la comprensión de la estructura de manejo con brillantes gráficos tridimensionales de alta resolución. Ambos visualizadores se funden a la vista bajo un solo cristal cobertor y conforman un puesto de conducción widescreen que acentúa como elemento central los rasgos horizontales del diseño interior.

El cliente puede elegir entre tres estilos de visualizado AMG para el cuadro de instrumentos: «Clásico», «Sport» y «Supersport». Especialmente llamativo resulta el modo «Supersport», con cuentarrevoluciones redondo en posición central e información adicional en forma de barras a ambos lados del cuentarrevoluciones. Estos gráficos de barras se extienden hasta el fondo del visualizador en una perspectiva tridimensional, creando un horizonte artificial.

Como es natural, el equipamiento de serie incluye el innovador sistema de mando fónico que se activa pronunciando las palabras clave «Hey Mercedes». Gracias a la inteligencia artificial, MBUX reconoce y entiende prácticamente todas las frases que se utilizan en el contexto de los sistemas de infoentretenimiento y de manejo del vehículo, incluso si se expresan de forma indirecta.

Volante AMG Performance con teclas opcionales

Con el fin de asegurar una interacción perfecta entre el conductor y su vehículo se incorpora un volante deportivo multifunción en napa con sección inferior plana del aro y zona de agarre perforada, así como costuras de contraste de color rojo, amarillo o negro, en función del tapizado, y aplique en cromo plateado. Las levas de cambio en el volante están galvanizadas y hacen posible una conducción aún más deportiva, con cambios de marcha manuales.

Los modelos S incorporan de serie el volante AMG Performance en napa/microfibra DINAMICA (opcional para el modelo básico). Por medio de las teclas AMG en el volante (de serie en los modelos S, opcionales para las versiones básicas en combinación con el volante Performance) es posible activar directamente los programas de conducción AMG y manejar desde el volante otras funciones de AMG.

Resumen de datos técnicos

  Mercedes-AMG CLA 45 4MATIC+ Shooting Brake Mercedes-AMG CLA 45 S 4MATIC+ Shooting Brake
Motor 4 cilindros en línea y 2,0 litros con turbocompresor de doble entrada y árbol de la turbina apoyado sobre rodamientos 4 cilindros en línea y 2,0 litros con turbocompresor de doble entrada y árbol de la turbina apoyado sobre rodamientos
Cilindrada 1.991 cm3 1.991 cm3
Potencia máxima 285 kW(387 CV) a 6.500 rpm 310 kW(421 CV) a 6.750 rpm
Par motor máximo 480 Nm a 4.750-5.000 rpm 500 Nm a 5.000-5.250 rpm
Propulsión tracción integral completamente variable AMG Performance 4MATIC+ con AMG TORQUE CONTROL tracción integral completamente variable AMG Performance 4MATIC+ con AMG TORQUE CONTROL
Cambio cambio de doble embrague AMG SPEEDSHIFT DCT 8G cambio de doble embrague AMG SPEEDSHIFT DCT 8G
Consumo de combustible, ciclo mixto 8,3-8,2 l/100 km* 8,4-8,2 l/100 km*
Emisiones de CO2, ciclo mixto 191-188 g/km* 191-188 g/km*
Aceleración 0-100 km/h 4,1 s 4,0 s
Velocidad máxima 250 km/h** 270 km/h***

Galería de imágenes del Mercedes-AMG CLA 45 4MATIC Shooting Brake 2019

 

Al volante de…

Twitter


Publicidad

Publicidad

Publicidad